Crea una zona de estudio para los más pequeños de la casa

Después de unas maravillosas vacaciones de semana santa, los más pequeños del hogar deben volver a ponerse las pilas con el estudio. En Finques Ollé, queremos ofreceros una serie de ideas para crear una zona de estudio para los más pequeños que tanto necesitan.

Una buena zona de estudio siempre debe de disponer de una buena iluminación. Hay que evitar que nuestros hijos estén forzando la vista a la hora de estudiar. Te recomendamos que coloques su zona de trabajo cerca de la ventana o, en caso de no tener una, apuestes por utilizar bombillas que generen luz blanca o azul.  Debes saber que el uso de dichas tonalidades, va a tener un efecto protector, dado que disminuye el agotamiento visual tras estar expuestos mucho tiempo a ellas.

El orden va a pasar a ser un factor fundamental en los estudios de nuestros hijos, y para ello necesitaremos de una buena mesa para lograrlo. Lo más recomendable es que esta sea lo más grande y espaciosa que pueda, ya que, además de tener que colocar los libros y los cuadernos, también necesitaremos espacio para poder disponer un ordenador. Actualmente se ha convertido en una herramienta fundamental dentro la formación escolar. Razón por la que, hoy en día, encontramos mesas en el mercado que vienen preparadas para su colocación e incluyen el espacio necesario para el almacenaje que necesita un estudiante.

Otra cuestión muy determinante en el éxito que puede tener este espacio, es la comodidad que les ofrece a nuestros hijos. El asiento que utilicen durante sus horas de estudio, debe ser lo suficientemente cómodo como para que no se genere tensión corporal, pero sin llegar a provocar un efecto de relajación. Queremos que estén concentrados no dormidos. Así que, apuesta por analizar distintos tipos de sillas hasta dar con la que tu hijo necesita.

¿Tienes una zona de estudio para los más pequeños de la casa?